Cómo prevenir las ojeras

Las ojeras envejecen el rostro, atenúan la mirada y aportan sensación de cansancio. A pesar de que no alertan de nada grave, son antiestéticas y siempre tratamos de camuflarlas. Sin embargo, existen una serie de consejos para prevenir su aparición. ¿Quieres conocerlos? Te damos algunas claves en este post. ¡Toma nota!

¿Qué son las ojeras?

Estas imperfecciones son consecuencia de la retención de líquidos, cambios hormonales y hábitos poco saludables, además de no realizar una rutina de higiene facial adecuada.

Las ojeras son alteraciones en la coloración de la piel que aparecen en el contorno de los ojos. Puede ser debido a la hiperpigmentación de la piel o porque la piel de esta zona es mucho más fina que la del resto del rostro, por eso se transparentan los vasos sanguíneos que hay debajo y se ve esa tonalidad azulada o morada bajo el párpado inferior.

También puede aparecer debido al paso del tiempo, ya que con los años la zona orbicular va perdiendo volumen y provoca un efecto de esqueletización de la mirada.

¿Por qué se producen las ojeras?

Aunque generalmente asociamos las ojeras con el cansancio o con la falta de descanso, existen otras causas, algunas de ellas relacionadas con el estilo de vida, que deben tenerse en cuenta para evitar su aparición, siempre que sea posible:

  • Manchas por exceso de melanina o por exposición solar prolongada.
  • Cambios hormonales bruscos.
  • Dormir pocas horas.
  • Alergias.
  • Medicamentos como la cortisona y los vasodilatadores.
  • Consumo excesivo de sal o azúcar.
  • Déficit de nutrientes.
  • Retención de líquidos.
  • Enfermedades de la tiroides como el hipotiroidismo.
  • Envejecimiento prematuro.
  • Estrés y ansiedad.

Consejos para prevenir las ojeras

Si bien la aplicación de productos cosméticos o tratamientos profesionales contribuyen a corregir las bolsas y ojeras, es aconsejable poner en práctica otras medidas para evitar que reaparezcan de forma continua o retrasar su aparición:

Dormir lo suficiente

Es el consejo más importante para poder lucir una piel sana y descansada. Por tanto, lo recomendable es dormir 8 horas diarias para que el cutis se regenere de los daños sufridos durante el día. Además, también es aconsejable dormir boca arriba para que la sangre circule mejor y hacerlo con la cabeza sobre una almohada bastante firme, ya que la gravedad hace que se acumule líquido.

Alimentación saludable

La alimentación es otro aspecto fundamental para la piel, por lo que es esencial incluir una gran cantidad de verduras, frutas y vitaminas en la dieta diaria. Son recomendables las fresas, kiwi, espinacas, zanahorias y berenjenas porque ayudan a reducir la retención de líquidos.

Por otra parte, los cítricos y otras fuentes de vitamina C ayudan a incrementar la producción de colágeno. Esta sustancia no solo evita la aparición de arrugas prematuras, sino que mantiene la firmeza de la piel del contorno de los ojos.

Cuando las ojeras se producen por anemia es aconsejable incluir en la dieta alimentos ricos en hierro como la carne roja, lentejas, espinas, acelgas o si es necesario, suplementos de hierro.

Por último, recuerda beber 2 litros de agua al día (7-8 vasos diarios) para mantener una buena hidratación.

Desmaquillarse

Retira todo el maquillaje de la cara antes de dormir, de una manera suave para evitar la creación arrugas, ya que cualquier producto puede irritar los ojos y provocar que se hinche la esta zona.

Los residuos que se acumulan en la piel durante la noche pueden producir ojeras e imperfecciones, por eso es tan importante tener presente este hábito.

Deporte

Realizar ejercicio físico favorece la buena circulación de la sangre en la cara y reduce la inflamación. El yoga está especialmente indicado ya que, gracias a los ejercicios de relajación, la piel descansa. Estos efectos mejoran la oxigenación cutánea y permiten mantener el rostro con una apariencia sana.

Estrés

El estrés produce desequilibrios hormonales que pueden afectar directamente a la piel, así que trata de evitar el estrés en tu vida diaria.

Protector solar

El impacto de los rayos UV del sol es una causa principal de la hiperpigmentación en la zona de los ojos. También debilita los tejidos e incide en la aparición de arrugas prematuras.

Por este motivo, debes aplicar protector solar de forma diaria y complementarlo con gafas de sol.

Incorpora estos consejos en tu rutina y pronto comenzarás a notar cómo tus ojeras se reducen. Puedes complementarlos con tratamientos médico estéticos, como la carbixoterapia o el ácido hialurónico para tratar la zona periocular. Pide tu cita para informarte sin compromiso.

En el Centro Médico Estético Dr. Bline en Madrid contamos con la aparatología más moderna para que todos nuestros servicios se realicen de la forma más eficaz posible.

Comments are closed.