Beneficios del LPG

Si deseas combatir la celulitis, la retención de líquidos y reducir el volumen corporal lo puedes conseguir con el método LPG. En este post te contamos más sobre este tratamiento para decir adiós de forma eficaz a la piel de naranja.

¿Cómo funciona el LPG y cuáles son sus beneficios?

La endermología, también conocida como LPG (lipomasaje) es una alternativa a la liposucción, ya que este tratamiento no quirúrgico promueve el drenaje linfático y activa la circulación.

Es un procedimiento que se lleva a cabo con un aparato que cuenta con un cabezal que, a través de la acción de dos rodillos, masajea la zona afectada y rompe las células grasas, liberando así las grasas resistentes, alisando la celulitis y reafirmando la piel.  De esta forma se consigue que los surcos desaparezcan y que el tono de piel también mejore.

Gracias a la combinación de movimientos de sus rodillos, la tecnología de LPG ofrece una mayor seguridad, evitando la aparición de roturas capilares y hematomas.

Es un tratamiento que puede aplicarse en muslos, espalda, glúteos, caderas, abdomen, brazos y tobillos. La retención de líquidos disminuye, se elimina la celulitis localizada y se logra una remodelación corporal.

Al contrario que otras técnicas como la liposucción con cirugía, su principal ventaja es que no tiene efectos secundarios, ya que su masaje no produce ningún tipo de reacción. Por este motivo, se ha convertido en uno de los tratamientos más eficaces para reducir la grasa localizada de diferentes partes del cuerpo.

Además, otra de sus ventajas es que es apto para cualquier edad, pero, sobre todo, es muy beneficioso en personas de edad más avanzada porque conseguirán estimular su sistema circulatorio.

¿En qué consiste el tratamiento de LPG?

En primer lugar, para poder aplicar el tratamiento, el paciente debe colocarse una malla corporal, que permitirá que el cabezal del aparato se deslice más fácilmente, y a su vez asegurará una mayor privacidad y una higiene óptima.

A continuación, el especialista no solo se centrará en tratar la zona afectada, también estimulará otras áreas, en especial la espalda y el abdomen, para que la circulación del organismo se active a nivel general, de esta manera se acelerará la eliminación de la grasa y las toxinas.

La endermología es una técnica no invasiva, como ya hemos comentado. Tampoco causa dolor, ya que se puede ajustar la potencia del aparato acorde a la sensibilidad de cada paciente. La sensación es la misma que cuando se realiza un masaje manual, por lo que, en la gran mayoría de casos, la experiencia resulta muy placentera.

Se aconsejan dos sesiones por semana con una duración aproximada de 35 minutos por sesión, pero puede variar según los hábitos, estilo de vida y la edad del paciente. No obstante, será el profesional el que decida el número de sesiones de LPG dependiendo de las necesidades de cada persona. Es recomendable realizarse una sesión cada mes una vez finalizado el tratamiento completo, a modo de mantenimiento.

Por lo general, los resultados se comienzan a percibir a partir de la tercera o cuarta sesión.

Por otra parte, es aconsejable ingerir como mínimo un litro y medio de agua antes y después del tratamiento para ayudar a nuestro sistema linfático a expulsar las toxinas.

Este tratamiento no reemplaza a las dietas, por lo que debes seguir una alimentación saludable y practicar ejercicio físico con regularidad para lograr unos mejores resultados, así como combinar con otros tratamientos para combatir la celulitis de forma más rápida y eficaz.

Otros tratamientos para reducir la celulitis

Además de la endermología, también existen otros tratamientos no invasivos que combinados pueden reducir los efectos de la celulitis.

Cavitación

Es un tratamiento para eliminar la grasa localizada, a través de ultrasonidos de baja frecuencia.

Esta técnica devuelve el aspecto normal a la piel de las zonas tratadas, mejora la circulación, elimina toxinas y aumenta la elasticidad de los tejidos.

Vacumterapia

Esta técnica se utiliza como complemento de la cavitación. Entre sus beneficios destacan la eliminación de la grasa, sus efectos exfoliantes, la elasticidad en la piel y la relajación de la musculatura.

Mesoterapia

Es una técnica estética que se basa en la aplicación de microinyecciones con sustancias que combaten la celulitis, la grasa localizada, las arrugas y la flacidez. Se suele aplicar en piernas, tobillos, rodillas, cartucheras, brazos, glúteos, cartucheras y abdomen.

Radiofrecuencia

Esta terapia puede ser aplicada desde las etapas iniciales de la celulitis hasta las de grado más alto debido a que trabaja las capas más profundas de la piel.

Es uno de los tratamientos con mejores resultados para eliminar la celulitis, la pérdida de peso y la flacidez.

Masajes

Los masajes anticelulíticos de carácter drenante sirven como complemento a otros tratamientos. Su acción activa la circulación linfática y favorece la eliminación de grasas y toxinas, mediante movimientos circulares y suaves pellizcos.

Si deseas eliminar la celulitis, en Dr.Bline analizaremos tu caso y te recomendaremos el tratamiento más adecuado a tus necesidades. Recuperarás la belleza de forma natural.

En el Centro Médico Estético Dr. Bline en Madrid contamos con la aparatología más moderna para que todos nuestros servicios se realicen de la forma más eficaz posible.

Comments are closed.